Mejillones al Vapor


1º Lo primero que hay que hacer, es limpiar los mejillones, eliminando las ”barbas” que tienen y la suciedad de las conchas.

2º una vez hecho esto, pasar los mejillones por agua y ponerlos a cocer. Es necesario echar un poco de sal. Bastará con poner poca agua a cocer; ya que los mejillones por su naturaleza desprenden agua de por sí.
3º Es importante tapar los mejillones mientras se cuecen para que las conchas se abran (el proceso de cocción oscila entre los 5 y 10 minutos).
4º De vez en cuando, levantar la tapa y comprobar cómo están los mejillones y remover. Si algunos de ellos ya están abiertos pueden ir retirándose.
5º Para finalizar, se pueden dejar las dos conchas o retirar la concha superior del mejillón y colocarlos en una bandeja.
6º Para acompañar a los mejillones y darles un toque de sabor añadir un chorrito de limón.

Comentarios