Recetas de pescado y marisco

lunes, 25 de marzo de 2013

Recetas de pescado en Semana Santa: rape a la plancha sobre crema de guisantes


Estos días, os presentamos una serie de recetas ideales para preparar esta Semana Santa. Hemos rescatado esta receta de Lacocinadelaficionado.com, un portal amigo y muy instructivo. El blogger nos comenta:

"Aprovechando ese bajo contenido en grasa hemos preparado un plato muy poco calórico porque hemos cocinado el rape a la plancha y además lo acompañamos con una crema de guisantes, esa legumbre con sabor dulzón tan rica en fibra".

Ingredientes:

* 1 cola de rape.
* 400 gr de guisantes congelados.
* 1 cebolla.
* 1 puerro.
* 1/2 litro de agua.
* Sal.
* Aceite de oliva virgen extra.

Modo de preparación:

Cortar el rape en lomos sacando 2 trozos por ración. Reservar. Para la crema de guisantes, pelamos la cebolla y la cortamos en juliana. El puerro lo limpiamos bien bajo un chorro de agua por si tuviese algo de tierra y lo cortamos en rodajas.

Ponemos en una cazuela un buen chorro de aceite de oliva virgen y echamos la cebolla y el puerro. Espolvoreamos con un poco de sal y rehogamos durante unos 10 minutos. Incorporamos 350 gr. de guisantes y seguimos cocinando durante unos 8 minutos. Añadimos el agua y cocemos durante 5 minutos más.

Retiramos del fuego y cuando haya perdido un poco de temperatura trituramos a máxima velocidad en la batidora hasta que quede una crema fina. Si la batidora no es muy potente, pasar por un chino. Cocer los 50 gr.de guisantes restantes en agua hirviendo durante 4 o 5 minutos. Cuando estén cocidos, sacar del agua caliente y echarlos en agua con hielo para parar la cocción. Escurrirlos y reservarlos. Salar el rape y asarlo por los dos lados en una plancha bien caliente untada con aceite. Para montar el plato, poner una base de la crema de guisantes, en el medio poner dos trozos de rape y repartir alrededor algunos guisantes enteros. Terminar el plato regando unas gotas de aceite.

jueves, 14 de marzo de 2013

Recetas del Día del Padre: buey de mar relleno


¿Queréis contar con una receta que conquiste el corazón de vuestro padre? El regalo perfecto para papá empieza por conquistarle por el estómago. Un buen menú con marisco, vino y postre puede ser una solución ideal para presentarle y que disfrute de una relajada y apetitosa velada. A partir de hoy, os desvelaremos las recetas perfectas para el Día del Padre, o para San José, si tenéis algún amigo, familiar o pareja que se llame  José.
El buey de mar ya cocido relleno es una auténtica delicia y muy sencillo de hacer... ¡Atentos!

Ingredientes:

* 1 buey de mar
* 1 cebolla mediana
* 1 huevo perejil
* 1 hoja de laurel, sal, aceite, vino blanco.

Modo de preparación:

Cocemos el buey de mar en abundante agua y añadimos 35 gramos de sal por cada litro de agua que usemos en la cocción. Añadimos una hoja de laurel y dejamos cocer durante unos 10-15 minutos.
Cocemos un huevo. Picamos la cebolla y el huevo en trocitos muy menudos.
Una vez cocido el buey lo metemos en agua con hielo para que corte la cocción y la carne quede más compacta y rica.
Desmebramos el buey, abrimos el caparazón del mismo y reservamos los corales y la carne del interior. Podemos desmigar también la carne de las patatas si vemos que el caparazón no tiene mucha carne. Limpiamos perfectamente el caparazón para que no queden telillas ni impurezas.
Pochamos en una sartén la cebolla hasta que quede muy blandita. Una vez pochada añadimos la carne del buey, los corales y el huevo. Mezclamos bien.
Agregamos un vaso de vino blanco y lo dejamos reducir. Una vez haya reducido la mezcla espolvoreamos con con perejil y rellenamos el caparazón del buey.

Este plato está delicioso tanto en caliente como en frío.

lunes, 11 de marzo de 2013

Recetas de campeonato: Lenguado melière

Ingredientes para 4 personas: 

4 lenguados de ración Pereira 
• 100 gr de mantequilla 
• Harina 
• 1 limón grande 
• Aceite de oliva, sal y perejil

Modo de preparación

1) Retirar la piel oscura del lenguado. Hacer un corte en la piel cerca de la cola, levantarla un poco con la punta del cuchillo y tirar de la piel con la mano en dirección a la cabeza. Saldrá fácilmente y entera.
2) Lavar los lenguados, salpimentarlos y enharinarlos ligeramente.
3) Poner en una sartén un fondito de aceite de oliva y 30 gr de mantequilla. Dejar que se derrita.
4) Freír los lenguados de dos en dos en esta mezcla de aceite y mantequilla hacerlo durante 2 minutos y medio por cada lado. Si son grandes añadir un minuto más. Retirar y reservar calientes. Repetir la operación con los otros dos lenguados.
5) En la misma sartén, derretir los 70 gr de mantequilla restantes con cuidado de que se dore pero no se queme. Incorporar el zumo de limón y un poquito de sal, remover bien y añadir el perejil en el último momento.
6) Colocar los lenguados reservados al calor en la fuente donde vayamos a servirlos, y verter sobre ellos la salsa Menière bien caliente.

lunes, 4 de marzo de 2013

Recetas de campeonato: Gallineta al horno con almejas


Ingredientes para 4 personas:

• 4 Gallinetas congeladas Pereira
• 500 gr almejas
• 300 ml de caldo de pescado
• 200 ml de vino blanco gallego
• 4 Patatas
• 2 Tomates
• 4 dientes de ajo
• Aceite de oliva virgen, sal y perejil o cebollino.

Modo de preparación

1) Descongelar, limpiar y desescamar las 4 gallinetas. Salpimentar y reservar.
2) Poner en agua con sal las almejas. Dejarlas así hasta el final de la elaboración.
3) Pelar, lavar y cortar las patatas en rodajas no muy gruesas. Lavar y cortar el tomate en rodajas. Reservar ambos.
4) Poner las patatas en una fuente de horno y cubrirlas con el tomate. Salar. Añadir 150 ml de aceite de oliva virgen. Introducir a horno ya caliente durante 15 minutos a 180º.
5) Pasado ese tiempo, añadir 200 ml de vino blanco gallego y dejar cocinar otros 15 minutos más.
6) Escurrir del agua las almejas y reservar.
7) Colocar las gallinetas sobre las verduras. Verter un poquito de aceite de oliva virgen sobre ellas. Incorporar el caldo de pescado a la fuente. Hornear a 180º durante unos 20-25 minutos según tamaño de los pescados. Regar de vez en cuando las gallinetas con la salsa que se va formando.
8) 5 minutos antes de terminar la cocción agregar las almejas. Tener cuidado de que queden bien sumergidas en el líquido para que se abran en él
9) Decorar con perejil o cebollino picado.

viernes, 1 de marzo de 2013

Recetas de campeonato: Rape en salsa de vieiras

Ingredientes para 4 personas: 

• 2 colas de rape Pereira
• 2 cebollas grandes
Carne de vieira (500 gr.)
• 300 ml de vino blanco gallego
• 3 cucharadas de pan rallado
• 1 cucharada de pimentón de la Vera dulce
• 2 dientes de ajo
• Aceite de oliva, sal y perejil o cebollino

Modo de preparación

1) Pelar y cortar las dos cebollas en lascas. Reservar.
2) Poner un fondo generoso de aceite de oliva virgen en una sartén. Pochar en ella las cebollas a fuego medio. Añadir la sal y el ajo muy picadito y dejar sofreír todo junto durante 15-20 minutos.
3) Añadir el vino blanco. Cocinar a fuego fuerte unos 5 minutos para que se evapore el alcohol y se consuma algo el líquido.
4) Añadir al sofrito de cebolla la cucharada de pimentón y las 3 cucharadas de pan rallado. Revolver bien, retirar del fuego y reservar.
5) Precalentar el horno a 180º.
6) Pelar las colas de rape y cortar cada una en 4 o 5 trozos. Untar con aceite una fuente de horno ajustada en tamaño al pescado. Colocar en ella las colas de rape manteniendo la forma original del pescado.
7) Cubrir las colas de rape con el sofrito que teníamos reservado. Añadir por encima un chorrito más de vino y hornear a 180º durante 25 minutos.
8) El guiso de vieira es muy sencillo de preparar. Se trata de dorar las vieiras poco a poco en la sartén e ir sacando el jugo que van soltando. Combinándolo con el jugo del rape y el vino, un sabor excelente.
9) Mientras está el rape en el horno, es importante regarlo con el jugo que va soltando en unas 4 o 5 ocasiones. Así se mezclará el sabor del pescado con el del guiso de vieira.
10) Como acompañamiento, unas judías verdes cortadas muy finas, hechas al vapor y presentadas en forma de “atadillos” resultarán un complemento rico y muy decorativo.